Cúmulo de galaxias del Universo temprano

Posted on

Los científicos consiguen la mejor de medidas de la cantidad de material para formar estrellas presente en los cúmulos de galaxias del Universo temprano

por Amelia Ortiz · Publicada 21 julio, 2017 ·
21/7/2017 de University of California / The Astrophysical Journal Letters

La Galaxia del Renacuajo es un galaxia espiral perturbada que muestra corrientes de gas siendo arrancado por la interacción gravitatoria con otra galaxia. El gas molecular es el ingrediente necesario para formar estrellas en galaxias del Universo primitivo. Crédito: Hubble Legacy Archive, ESA, NASA Y Bill Snyder.

La colaboración internacional SpARCS (Spitzer Adaptation of the Red-sequence Cluster Survey) ha combinado observaciones de varios de los telescopios más potentes del mundo para llevar a cabo uno de los estudios más amplios del gas molecular – el material en bruto que alimenta la formación de estrellas en todo el Universo – en tres de los cúmulos de galaxias más lejanos que se han encontrado, detectados tal como eran cuando el Universo sólo tenía 4 mil millones de años de edad.

Los cúmulos son regiones del Universo que consisten en grupos apretados de cientos de galaxias que contienen billones de estrellas así como gas caliente y la misteriosa materia oscura. Los investigadores primero identificaron con los telescopios Keck y Very Large Telescope que 11 galaxias en tres cúmulos masivos estaban formando estrellas. Luego tomaron imágenes a través de múltiples filtros con el telescopio espacial Hubble, lo que reveló una sorprendente diversidad en el aspecto de las galaxias, algunas de las cuales ya habían desarrollado discos grandes con brazos espirales.

Después utilizaron ALMA, un conjunto de antenas capaz de detectar ondas de radio emitidas por el gas molecular de cada galaxia, proporcionando la mejor medida hasta la fecha de cuánto combustible estaba disponible para formar estrellas.

Los investigadores compararon las propiedades de las galaxias de estos cúmulos con las propiedades de “galaxias de campo” (galaxias que se encuentran en ambientes más típicos con menos vecinas cercanas). Para su sorpresa, descubrieron que las galaxias de los cúmulos tenían cantidades más altas de gas molecular en relación con la cantidad de estrellas de la galaxia, comparadas con las galaxias de campo. Este descubrimiento extrañó a los científicos porque desde hace mucho tiempo se sabe que cuando una galaxia cae en un cúmulo, las interacciones con otras galaxias del cúmulo y el gas caliente aceleran el fin de la formación de estrellas más que en una galaxia de campo similar.

“Definitivamente es un resultado intrigante”, explica Gillian Wilson (Universidad de California en Riverside). “Si las galaxias de los cúmulos tienen disponible más combustible, esperarías que formaran más estrellas que las galaxias de campo, y sin embargo no lo hacen”.

[Fuente]

Valle de la Perseverancia

Posted on

Panorama desde encima del Valle de la Perseverancia de Marte

por Amelia Ortiz · Publicada 21 julio, 2017 ·
21/7/2017 de JPL

Hacia la parte derecha de esta escena se observa una amplia muesca en la cresta del borde occidental del cráter Endeavour. El róver Opportunity dejó huellas de ruedas en esa zona mientras observaba el Valle de la Perseverancia desde arriba en la primavera de 2017. El valle es un destino importante en la misión extendida del róver. Crédito: NASA/JPL-Caltech/Cornell/Arizona State Univ.

El róver de exploración de Marte Opportunity grabó una imagen panorámica antes de penetrar en el extremo superior de un valle excavado por líquido que desciende por la pendiente interior del borde de un gran cráter.

La escena incluye una amplia muesca en el borde del cráter, que puede haber sido un canal de desagüe por donde agua o hielo o viento pasaron por encima del borde hacia el interior del cráter. Son visibles las huellas de las ruedas que Opportunity dejó en la zona de la muesca cuando el róver estudiaba el terreno y tomaba imágenes del valle que tenía debajo para su uso en la planificación de su ruta.

“Es una escena seductora” indica Ray Arvidson (Universidad de Washington). “Puedes ver lo que parecen ser canales delimitados por cantos rodados y el posible canal de desagüe en lo alto del Valle de la Perseverancia. No hemos descartado ninguna de las posibilidades de que el responsable haya sido agua, hielo o viento”.

La cámara panorámica de Opportunity tomó las distintas imágenes que componen el panorama durante una moratorio de dos semanas en el desplazamiento del róver, en junio de 2017, mientras los ingenieros diagnosticaban la detención del actuador de tracción de la rueda delantera izquierda.

Los extremos de la escena muestran porciones del borde occidental del cráter Endevour extendiéndose de norte a sur y el centro de la escena muestra terreno que queda justo por fuera del cráter. Cuando las comunicaciones se restablezcan por completo a principios de agosto, los responsables planean llevar Opportunity hacia el interior del valle de la Perseverancia, intentando aprender más sobre el proceso que lo excavó.

[Fuente]

Colisionador cosmológico

Posted on

Los científicos están utilizando el Universo como un “colisionador cosmológico”

por Amelia Ortiz · Publicada 21 julio, 2017 ·
21/7/2017 de CfA / Physical Review Letters

Una investigación nueva ha descubierto cómo las propiedades de las partículas elementales subatómicas, visualizadas en el centro de esta ilustración de artista, pueden estar impresas en las estructuras cósmicas más grandes visibles en el Universo, mostradas a los lados. Crédito: Paul Shellard.

Los físicos están buscando una conexión directa entre las estructuras cósmicas más grandes y los objetos más pequeños conocidos para utilizar el universo como un “colisionador cosmológico” que les permita investigar física nueva.

El mapa tridimensional de galaxias del cosmos y el residuo de la radiación del Big Bang – el fondo cósmico de microondas – son las mayores estructuras del universo que los astrofísicos observan con sus telescopios. Las partículas elementales subatómicas, por otro lado, son los objetos más pequeños conocidos del universo que los físicos de partículas estudian utilizando colisionadores de partículas.

La inflación cósmica es el escenario teórico más ampliamente aceptado que explica lo que precedió al Big Bang. Esta teoría indica que el tamaño del Universo creció a un ritmo extraordinario y acelerado en la primera fracción diminuta de segundo después de que el Universo fuese creado. Se trató de un suceso altamente energético durante el cual todas las partículas del Universo fueron creadas e interactuaron unas con otras. Esto es parecido al ambiente que los físicos intentan crear en colisionadores, con la excepción de que su energía puede ser 10 mil millones de veces mayor que la de cualquiera de los colisionadores que los humanos puedan construir.

En los colisionadores, los físicos e ingenieros construyen instrumentos para leer los resultados de los episodios de colisión. La pregunta es entonces cómo debemos de leer los resultados del colisionador cosmológico. “El número relativo de partículas fundamentales que poseen masas distintas – lo que llamamos el espectro de masas – en el Modelo Estándar poseen un patrón especial que puede ser interpretado como la huella dactilar del Modelo Estándar”, explica Zhong-Zhi Xiangyu (Harvard University). “Sin embargo, esta huella dactilar cambia al cambiar el ambiente y habría sido muy diferente en la época de la inflación a como la vemos ahora”. Los investigadores demostraron que el espectro de masas del Modelo Estándar tendría un aspecto distinto para diferentes modelos de la inflación. También demostraron cómo este espectro de masas está grabado en el aspecto de la estructura a gran escala de nuestro Universo.

[Fuente]

Meteoritos capaces de atrapar pruebas de vida marciana

Posted on

Una nueva investigación abre el camino para comprender la vida en Marte a través de los meteoritos

por Amelia Ortiz · Publicada 21 julio, 2017 ·
21/7/2017 de Monash University

Un asteroide rocoso de la llanura de Nullarbor (Australia del Sur) descubierto este año durante la expedición anual de recuperación de meteoritos dirigida por investigadores de la Universidad de Monash. Crédito: Monash University.

Una investigación dirigida por científicos de la Universidad de Monash ha añadido una nueva dimensión a la comprensión de la vida en Marte con el descubrimiento de que los meteoritos podrían ser capaces de “atrapar” pruebas de vida marciana. El descubrimiento es parte de un proyecto de investigación más amplio sobre el uso de biomarcadores en meteoritos como medio para detectar vida por el Sistema Solar.

El equipo de investigadores consiguió demostrar que la composición química de las rocas influye en cómo se desarrollan las comunidades de microbios, a través del estudio de bacterias y Arqueas que viven en meteoritos rocosos encontrados en la llanura de Nullarbor.

“Este es un hallazgo original y es importante porque nos demuestra que los microorganismos pueden interaccionar con materiales astronómicos de un modo que es vital para su metabolismo”, explica el Dr. Alastair Tait.

[Fuente]

Un asteroide del grupo Hilda muestra aspecto cometario

Posted on

Actividad cometaria vista el 17 de Julio en (457175) 2008 GO98

A principios de este mes, el asteroide de tipo Hilda (457175) 2008 GO98 mostró una evidente actividad cometaria que lo prueban con las imágenes capturadas por G. J. Leonard en el buscador de Monte Lemmon. Las noches siguientes la luna llena extremadamente brillante era un problema serio, haciendo imposible para nosotros seguir el acontecimiento. Pero hicimos un seguimiento hace un par de noches.

La imagen anterior es el promedio de cinco exposiciones de 60 segundos cada una, tomadas remotamente con la unidad robótica “Elena” (PlaneWave 17 “+ Paramount ME + SBIG STL-6303E) disponible en el Virtual Telescope. La escala de imagen es 1,2″/píxel.

El asteroide-cometa (457175) 2008 GO98 está marcado en la imagen con dos líneas rojas y está mostrando claramente un coma, alargada en la dirección ESE, a pesar de que el objeto está involucrado con la estrella muy brillante en el centro del campo de visión. En el momento de la proyección de imagen, el objetivo estaba aproximadamente a 40 grados de alto en el cielo.

Los objetos de este tipo son, muy probablemente, cometas inactivos. Este objeto específico se mencionó recientemente que podría ser un candidato cuasi cometa en un artículo. (457175) 2008 GO98 alcanzó su perihelio en agosto de 2016.

Por supuesto, ahora que la Luna ya no es un problema, vamos a observar este objeto de nuevo, para cubrir su evolución.

[Fuente]

Nuevo cazador de exoplanetas en el cielo sur

Posted on Actualizado enn

MASCARA abre los ojos en Chile

eso1722es — Comunicado institucional – 19 de Julio de 2017
El cazador de exoplanetas ve su primera luz en el Observatorio La Silla de ESO

La base de MASCARA (Multi-site All-Sky CAmeRA) instalada en el Observatorio La Silla de ESO, en Chile, ha obtenido su primera luz. Esta nueva instalación buscará exoplanetas en tránsito (detectados a medida que pasan delante de sus brillantes estrellas anfitrionas) y creará un catálogo de objetivos para futuras observaciones de caracterización de exoplanetas.

En junio de 2016, aprovechando las excelentes condiciones de observación de los cielos del hemisferio sur, ESO alcanzó un acuerdo con la Universidad de Leiden para ubicar una base de MASCARA en el Observatorio La Silla de ESO (Chile). Esta base acaba de realizar con éxito sus primeras observaciones de prueba.

La base de MASCARA en Chile es la segunda en iniciar sus operaciones; la primera base está en el hemisferio norte, en el Observatorio del Roque de los Muchachos que se encuentra en la isla de La Palma, en las Islas Canarias. Cada base contiene una batería de cámaras dentro de en una cúpula con temperatura controlada que monitorizará casi todo el cielo visible desde su ubicación.

“Se necesitan bases en ambos hemisferios, el del norte y el del sur, para obtener cobertura de todo el cielo”, afirma Ignas Snellen, de la Universidad de Leiden y líder del proyecto MASCARA. “Con la segunda base en La Silla funcionando, podemos monitorizar casi todas las estrellas más brillantes de todo el cielo”.

Construido por la Universidad de Leiden en los Países Bajos, MASCARA es un instrumento cazador de planetas. Su diseño muy compacto y de bajo coste parece modesto, pero es innovador, flexible y altamente confiable. Este pequeño cazador de planetas, compuesto por cinco cámaras digitales con componentes estándares, toma mediciones repetidas del brillo de miles de estrellas y utiliza software para captar la leve disminución de la luz de una estrella que se da cuando un planeta pasa por delante de ella.

Este método de descubrimiento de exoplanetas se llama fotometría de tránsito. El tamaño y la órbita del planeta pueden determinarse directamente a través de este método, y en sistemas muy brillantes la atmósfera del planeta también se puede caracterizar con observaciones posteriores llevadas a cabo con grandes telescopios como el VLT (Very Large Telescope) de ESO.

El objetivo principal de MASCARA es encontrar exoplanetas alrededor de las estrellas más brillantes del cielo que no hayan sido rastreadas por sondeos desde tierra o desde el espacio. La población objetivo para MASCARA consiste, sobre todo, en “jupíteres calientes” —grandes mundos que son físicamente similares a Júpiter pero orbitan muy cerca de su estrella anfitriona, dando por resultado altas temperaturas superficiales y períodos orbitales de sólo unas pocas horas—. Se han descubierto docenas de jupíteres calientes con el método de detección de exoplanetas de velocidad radial, ya que ejercen una influencia gravitacional notable en sus estrellas anfitrionas.

Snellen comenta que “Aún no se puede aprender mucho de los planetas descubiertos mediante el método de velocidad radial, ya que se requieren técnicas de imagen directa significativamente mejores para separar la luz de estos planetas fríos y viejos de la luz de las estrellas anfitrionas. En cambio, los planetas en tránsito alrededor de sus estrellas pueden caracterizarse fácilmente”.

MASCARA también tiene el potencial para descubrir súper-Tierras y planetas del tamaño de Neptuno. El proyecto pretende ofrecer un catálogo de los objetivos cercanos más brillantes para las futuras observaciones de caracterización de exoplanetas, particularmente para las observaciones detalladas de las atmósferas planetarias. MASCARA puede monitorizar estrellas de hasta magnitud 8,4 —aproximadamente diez veces más débil de lo que puede verse a ojo en una noche despejada—. Debido a su diseño, MASCARA es menos sensible a las condiciones meteorológicas que otros instrumentos de observación, por lo que las observaciones pueden realizarse incluso cuando el cielo está parcialmente nublado, ampliando así el número de observaciones.

[Fuente]

¿Antiguo impacto masivo en Marte?

Posted on

El antiguo impacto de un asteroide masivo podría explicar los misterios geológicos marcianos

por Amelia Ortiz · Publicada 19 julio, 2017 ·
19/7/2017 de University of Colorado Boulder / Geophysical Research Letters

Marte. Fuente: Colorado University at Boulder

El origen y naturaleza de Marte son misteriosos. El planeta posee hemisferios geológicamente diferentes con suaves tierras bajas en el norte y terreno elevado y lleno de cráteres en el sur. El planeta rojo tiene también dos lunas oblongas de forma extraña y una composición que las distingue de la de la Tierra.

Una nueva investigación del profesor Stephen Mojzsis (CU Boulder) señala una causa probable para estas misteriosas estructuras de Marte: un impacto colosal con un gran asteroide al principio de la historia del planeta. Este asteroide – del tamaño de Ceres, uno de los asteroides mayores del Sistema Solar – chocó contra Marte, arrancó un fragmento del hemisferio norte y dejó atrás un legado de elementos metálicos en el interior del planeta. El choque creó también un anillo de escombros rocosos alrededor de Marte que pueden más tarde haberse juntado para formar sus lunas, Fobos y Deimos.

“En este trabajo hemos demostrado que a partir de la dinámica y la geoquímica podríamos explicar estas tres características únicas de Marte”, explica Mojzsis. “Esta solución es elegante, en el sentido de que resuelve tres problemas interesantes y destacados sobre cómo se formó Marte”.

[Fuente]